Beneficios:

Reduce la grasa localizada

Sin necesidad de intervención quirúrgica

Totalmente Indolora

Disminuyes tallas de volumen

Elimina y mejora celulitis

Mejora la elasticidad

Ya que estimula la producción de colágeno

Elimina toxinas y líquidos

Cuando se combina con drenaje linfático ( presoterapia)

En que consiste:

La cavitación es una técnica no quirúrgica para eliminar la grasa localizada mediante el uso de ultrasonidos de baja frecuencia.

Los ultrasonidos de la cavitación generan pequeñas burbujas entre las células de grasa que aumentan la permeabilidad de las membranas celulares de los adipocitos ( células grasas) haciendo que  implosionen, provocando la rotura de estas células grasas y haciendo que la grasa salga al espacio intercelular.

Esta grasa después es eliminada por el sistema linfático, por eso recomendamos combinar esta técnica con la presoterapia.

Traduciendo: este ultrasonido rompe las células grasas de un modo localizado, por lo que podrás reducir grasa abdominal, por ejemplo.

Procedimiento:

El tratamiento de Cavitación consiste en:

  • Delimitación de la zona a tratar: abdomen, glúteos, brazos…
  • Aplicación de gel de ultrasonido para la expansión de la onda a través de las diferentes capas de piel.
  • Se va aplicando el cabezal a lo largo de la zona a tratar de manera circular.

El proceso de cavitación dura una media hora

Recomendamos que se haga una sesión por semana y que se combine con un drenaje linfático ( presoterapia).

Para unos resultados óptimos se recomiendan de 5 a 18 sesiones, dependiendo del grosor de la capa de grasa a tratar.

Beneficios:

Reduce la grasa localizada

Sin necesidad de intervención quirúrgica

Totalmente Indolora

Disminuyes tallas de volumen

Elimina y mejora celulitis

Mejora la elasticidad

Ya que estimula la producción de colágeno

Elimina toxinas y líquidos

Cuando se combina con drenaje linfático ( presoterapia)

Pregúntanos tus dudas

Llamar ahora Ir arriba
Abrir chat
¿Quieres que te ayude?
Hola, ¿en que puedo ayudarte?